lunes, 13 de diciembre de 2010

Entre Bollywood y Filipinas

Menos mal que este rollo de blog no lo debe leer nadie, porque….. menuda porquería de edición!!! Llevamos ya 20 días en filipinas y no hemos terminado lo de la India! Pero a ver, entendernos: estamos aquí, con la playa al lado, tomando coco-locos y comiendo pescaitos ricos… el paraíso, vamos, y como que no apetece ponerse a escribir! Peeeeero, dejo un momento a un lado la piña colada y me pongo al lío!

MUMBAI

Ya me había olvidado de la india… la verdad, aquí se come mejor, está todo más limpio, y te agobian menos para venderte mandangas. Pues eso, la última ciudad que visitamos fué Mumbay (Bombay para los nostalgicos). Muy chula, muy bulliciosa, muy grande, muy... india. Mejor pongo unas foticos y comento la jugada:

India gateway: construida por los ingleses para conmemorar la visita a Bombay del rey-emperador Jorge V (aunque 23 años más tarde desfilaron por ella las tropas inglesas para dejar la India)

Esto no me acuerdo de lo que es… un colegio, o algo así

La estación Victoria. Como se nota que a los ingleses no les preocupaba mucho la disponibilidad de mano de obra…


Vista de la ciudad desde la mezquita de


FILIPINAS

Este país es estupendo!!!! Que grande eres, Magallanes. Pues si, cumplida la ardua tarea de pedalear por el Himalaya, y de turistear por la India, nos venimos a este estupendo rincón del mundo. Casi perdemos el vuelo, por cierto... porque Carmen se despertó a las 7:30 y me obligó a comprobar a que hora es el vuelo (era a las 11:00!) que si no nos quedamos tiraos en India!

Manila casi ni tocarla: desde el mismo aeropuerto nos vamos al puerto a secas a tomar un barco camino de Puerto Galera, en la isla de Mindoro, nuestro primer destino de buceo. Cinco días de buceo/playa/piscina/cervecitas; lo típico. Lo que también es típico aquí son los locales de moral laxa, pero todo esto lo cuento en el blog para mayores de edad enbuscadelpitucachondo.blogspot.xxx

Y luego, jeepney + barco + barco + autobús + barco (total 12 horas) para llegar a otra isla, Pandan. Aquí no había pilinguis, pero el buceo fue la bomba. Sobre todo en la excursión a Apo Reef: allí vimos una manta-raya enorme, muchos tiburones, tortugas, barracudas… Aunque ni siquiera necesitabas bucear: podías salir por la mañana a hacer snorkel y en seguida encuentras tortugas de 1.5 metros! Y tan poco profundo que puedes bajar con ellas en apnea. Lo dicho, la bomba.

Y de noche tenías cangrejos ermitaños correteando por todas partes; mucho mejor que las cucarachas de india, donde va a parar.

Por cierto, esto es un Jeepney, el trasporte colectivo nacional:


Tras Pandan, nos fuimos a Coron, en Palawan, con un grupo de españoles mu majetes. Coron bay es famoso por el buceo en pecios. Hay CIECIESIS pecios de la segunda guerra mundial a menos de 45 metros de profundidad. Porque? Pues gracias a nuestro amigos japos, que ofrecieron un montón de barcos de todas clases a los americanos para hundirlos (también ellos dieron lo suyo al principio de la guerra, claro). Los 16 de aquí los hundieron en un solo raid aéreo en otoño del 44, poco antes de volver a Filipinas. http://www.coronwrecks.com/

Y de aquí, vuelo a Manila, y de Manila a Cebu (otra vez que dejamos de lado a la pobre ciudad de los mantones). Y aquí me paro, que me acaban de traer una cervecita. Mañana más y mejor. Van unas foticos exóticas. Ya, ya se que es un poco triste esto de estar buceando en sitios tan chulos y no subir fotos de peces… pero es que no tenemos cámara submarina, y unos suecos con los que buceamos y que nos iban a pasar fotos, se fueron de noche y sin avisar. Pero para la próxima entrada si que nos van a dejar, espero. Y si no, pues poneis en google images “coron bay wrecks” o “puerto galera diving” y a correr.







1 comentario:

Javier dijo...

!Eh! ¿Cómo que no os lee nadie? Que sepáis que ese comentario me ofende. Además, os pongo comentarios en todos los posts, ¿qué más podéis pedir? Ay, qué dolor más grande...

En fin, menos mal que pusisteis Bombai, que si no, no me enteraba de donde estabais. Ahora bien, esas descripciones de Filipinas me han parecido fastuosas. Y demonios, que ganas de ver esas fotos que os van a pasar. Que sí, que ver las de Internet estará bien, pero no es lo mismo que ver las de gente que conoces de verdad.